Andre Miller y Minnesota Timberwolves están cerca de firmar un buyout, según ha explicado el agente del jugador a Adrian Wojnarowski de The Vertical.

El contrato no supone una carga importante para la franquicia ya que finalizará en unos meses y se rige por el salario mínimo. Sin embargo, la falta de aspiraciones en el equipo para esta temporada más allá de desarrollar a los jugadores jóvenes —y Miller cumplirá en marzo los 40— ha facilitado las conversaciones.

El veterano guard vive ya en la recta final de su carrera y su deseo es buscar un equipo aspirante al anillo en cuanto firme su salida de los Wolves. Que empiecen las cábalas.