Jugador Más Valioso 

Joey Rickard (Leones del Escogido)

Es líder en carreras empujadas del campeonato, con 26, y está empatado con Mel Rojas Jr. en el liderato de cuadrangulares, con seis. Es segundo en anotadas (21), en dobles (8, empatado con Tyler White), y en hits (39, empatado con varios jugadores), mientras batea para promedio de 285. Ha sido el hombre clave en la ofensiva de los Leones, siendo el bateador más consistente en todo el torneo, respondiendo en los momentos claves como el pasado lunes, cuando conectó el imparable para dejar a las Águilas Cibaeñas en el terreno.

Tyler White (Estrellas Orientales)

Es líder en carreras anotada de la campaña, con 24, segundo en jonrones (junto a Matt Joyce) y dobles (empate con Rickard) con 8, y tercero en empujadas (empatado con Hansel Alberto) con 19. Su promedio de bateo es de .289.

Su bate ha sido el principal soporte en medio de la alineación de las Estrellas; ha brindado estabilidad y consistencia necesaria para que los orientales se mantengan en la pelea por la primera posición del campeonato.

Mención: Audy Ciriaco (341-2-20), de las Estrellas, y Hanser Alberto (365-1-19), de los Gigantes del Cibao, tienen meritos más que suficientes para conquistar esta distinción.

Lanzador del año

Jordan Norberto (Leones del Escogido)

Norberto suma 20.0 entradas sin permitir carreras limpias, mientras que solo ha cedido una vuelta merecida en 33.0 episodios en el torneo. Es líder en efectividad con 1.13 y segundo en ponches con 30. Compila marca de 2-2 encabezando la rotación de los Leones, que se encuentran actualmente en la tercera posición del standing, clasificatoria a la semifinal de la liga. Ha sido la principal carta de triunfo de los dirigidos por Luis Rojas y sus números en general lo colocan entre los favoritos para este galardón.

Yunesky Maya (Tigres del Licey)

Es el líder en entradas lanzadas (41.2) y ponches (38) del torneo. Tiene marca de 3-1, con 2.59 de efectividad. En sus siete aperturas durante la temporada ha lanzado cinco entradas o más y en seis de ellas ha permitido dos carreras o menos. En su labor no le han sacado la pelota del parque, mientras le han pisado la goma en 12 ocasiones. Su trabajo desde el montículo es una de las claves para que los azules ocupen el primer lugar del campeonato.

Mención: Jake Buchanan, de los Toros del Este, ha sido de los lanzadores más consistentes de todo el torneo, tiene marca de 3-0, ocupando la tercera posición en ponches (28) y en efectividad (2.01). 

Novato del Año

Yermin Mercedes (Tigres del Licey)

Este receptor ha mostrado un gran nivel, tanto detrás del plato como con el madero. Mercedes ha visto acción en 11 partidos con el conjunto azul, disparando 13 hits en 34 turnos, logrando un average de .382 con 11 carreras empujadas (promediando una por partido), con dos dobles y un cuadrangular. En el aspecto defensivo, ha estado detrás del plato en 88 entradas en las que ha puesto fuera a cuatro de 11 que le han intentado robar las bases y cometiendo tres passed balls. El impacto positivo de un receptor joven con sus habilidades han resaltado su trabajo con los Tigres.

Rafael Bautista (Leones del Escogido)

Ha sido uno de los jugadores más excitantes de todo el torneo, su velocidad en las bases lo mantiene segundo en robos en la liga, con siete. Su bate ha respondido con altura a su primera experiencia en la liga conectando para .286 con seis remolcadas y 13 anotadas. En los 29 partidos que ha visto acción ha fletado 28 inatrapables en 98 veces al bate, con cinco dobles y un triple en sus planazos. Su trabajo y contribución a la causa roja lo posicionan como el favorito para alzarse con este premio. 

Mención: Ranfis Casimiro se ha destacado en la rotación de las Águilas Cibaeñas, a pesar de no tener récord, de 0-0 en cuatro partidos, su efectividad es de 1.89 en 19 entradas con 12 ponches y seis transferencias. En cada una de sus salidas le han anotado dos carreras o menos.

Dirigente del Año

Lino Rivera (Tigres del Licey)

Es el más sólido de los contendientes al premio de Dirigente del Año. Rivera ha mantenido a los Tigres en la lucha por las primeras posiciones en todo el torneo y actualmente los tiene con el mejor récord de la contienda. El capataz azul ha sabido llevar la presión de manejar un equipo de tanta tradición como los Tigres, manteniendo un buen ambiente en la cueva azul, colocando de manera oportuna a los elementos con los que cuenta.

Luis Rojas (Leones del Escogido)

Ha tenido que batallar con altas y bajas durante todo el camino, pero ha mantenido el barco rojo a flote, colocándolos en la tercera, y clasificatoria, posición del standing del torneo.

Rojas superó varias rachas negativas y mantuvo la confianza en sus jugadores, liderándolos a la cadena de victorias más extensa de la competencia hasta el momento con ocho triunfos consecutivos.

Mención: Audo Vicente, de los Gigantes del Cibao, ha sido uno de los tres directores que han sobrevivido de los que iniciaron el torneo y, de llevar a la clasificación a sus dirigidos, podría tomar algunos votos para el premio.