Cuando Bartolo Colón empató con Pedro Martínez en la lista de todos los tiempos de victorias para un pitcher dominicano, el segundo trató de comunicarse con el primero vía mutuos amigos a través de Twitter para felicitarlo.

"Por supuesto, no tengo Twitter", dijo con una risa Colón, como si fuera absurdo pensar que el veterano podía tener presencia en redes sociales.

A sus 42 años de edad, Colón es el jugador de Grandes Ligas de más edad. Y cuando venció a los Bravos en el Citi Field el lunes, se convirtió en el lanzador dominicano de más victorias en las historia de las Mayores, con su triunfo número 220.

"Saben, él no exhibe muchas emociones, pero creo que debería hacerlo", comentó el manager de los Mets, Terry Collilns. "Creo que es un gran honor. Pedro fue grande, pero superarlo demuestra la durabilidad y lo que ha tenido que pasar Bartolo para llegar a este punto".

Dependiendo casi exclusivamente de tres variaciones de su recta-un sínker, una recta cortada y una de cuatro costuras-Colón permitió mucho contacto pero nada que hiciera daño. Saliendo de problemas en cada uno de los primeros tres innings, Colón lanzó a contacto con una ventaja de cuatro carreras.

Del tercero al séptimo, el oriundo de Altamira retiró a 12 bateadores en forma consecutiva. Luego de 8.0 entradas, estaba en 99 pitcheos y Collins decidió sacarlo.

Colón, quien cumplirá los 43 años de edad este mes, ha ganado 31 de sus 220 juegos vistiendo el uniforme de los Mets. En el 2016, lleva efectividad de 2.56 en cinco aperturas y una presentación como relevista.

"Estoy maravillado con la forma en que él sale cada cinco días y lo hace", dijo Collins. "Nada parece alterarlo".

Con 220 triunfos de por vida, Colón comparte el lugar número 76 de todos los tiempos en Grandes Ligas con Jerry Reuss. Es el líder entre los lanzadores activos. El pitcher dominicano más ganador de la historia es el Salón de la Fama Juan Marichal con 243.

"No puedo pensar en eso", dijo Colón sobre la posibilidad de alcanzar a Marichal en los próximos años. "No puedes tener esa mentalidad. Ahora mismo, sólo pienso en el 221".