El poder de Adrián Beltré está de regreso. Luego de tener dos campañas consecutivas en las cuales no alcanzaba los 20 cuadrangulares (19 en 2014 y 18 en 2015), este año, el antesalista dominicano se ha sacudido y ha despachado 29 pelotas por encima de la cerca con los Vigilantes de Texas.

Beltré, que acumula un total de 442 cuadrangulares en su carrera y quien es un futuro candidato al Salón de la Fama del béisbol de Grandes Ligas, ha tenido un reencuentro con su poder sin sacrificar su promedio de bateo, ya que en esta temporada cuenta con un average de .298.

En los últimos siete juegos el tercera base, acumula un promedio en .444, incluyendo tres cuadrangulares con cinco remolcadas, lo que evidencia que el veterano está cerrando con el pie en el acelerador una gran temporada, donde también acumula 25 dobletes.  

Otra estadística que Adrián ha logrado aumentar para este 2016 es la de carreras remolcadas, renglón en el cual hasta este martes llevaba un total de 96 producidas y se perfila para terminar la campaña con alrededor de 107 en la registradora, cuando en los últimos dos años no llego a las 90 empujadas.

Beltré acumula 2,925 hits en su carrera, lo cual posiciona al quisqueyano en el puesto número 39 de todos los tiempos, con tan solo 37 años de edad, dejándole espacio para llegar a los tres mil hits, si la salud se lo permite, en tan solo la primera parte de la temporada 2017. Además acumula 585 dobles en su paso por las mayores, donde se unirá a George Brett como los únicos tercera base con 600 o más dobles en la historia.

A todos estos logros se le suma que ha remolcado 1,563 carreras, colocándose entre los mejores en su posición en la historia del béisbol estadounidense.

Lo cierto es que el dominicano tiene muchas oportunidades de engrandecer su carrera con las acumulaciones de buenos números que lleva. Pero no se puede dejar de lado otro factor positivo de su juego: su tremenda defensa, con la cual ha ganado cuatro Guantes de Oro, como el mejor antesalista en la Liga Americana.