Al Horford encajará sin problemas en el sistema de juego de su nuevo equipo, Boston Celtics. Eso es lo que ha asegurado el entrenador de la franquicia, Brad Stevens, sobre su nuevo jugador. “Jugamos contra Atlanta en diez ocasiones la pasada temporada, así que tenemos bastantes nociones sobre lo que ellos estaban haciendo, y viceversa.

Uno de los motivos por los que fuimos a por Al desde el primer día fue que realmente pensamos que encajará muy bien en nuestro sistema”, dijo Stevens en declaraciones recogidas por Vice.

El juego interior ha sido uno de los puntos débiles de los Celtics en las últimas temporadas y Horford podría corregir ese déficit sin lastrar en exceso el juego rápido y de transiciones que tiene Boston, ya que es un pívot con mucha versatilidad que incluso ha añadido un buen tiro exterior a su repertorio.

Los Celtics firmaron a Horford con la esperanza de que el interior sirviera como reclamo de cara a firmar otra estrella todavía más grande como Kevin Durant, aunque el alero acabó escogiendo jugar en los Warriors. Sin embargo, la adquisición de Horford ha añadido una nueva dimensión a la franquicia y los Celtics deberían ser capaces de mejorar sus prestaciones tanto en temporada regular como en Playoffs.

El dominicano ha sido un jugador exitoso en su carrera en la NBA. Horford ha asistido a la postemporada en cada una de sus nueve temporadas con los Hawks de Atlanta y ha sido elegido para particpar en cuatro Juegos de Estrellas, éxito que los Cltics y su dirigente Brad Stevens esperan que pueda mantener, hasta poder disputar la final, algo que no pudo lograr en Atlanta.