Cristiano Ronaldo, futbolista portugués del Real Madrid, afirmó este lunes en rueda de prensa tras firmar su ampliación hasta 2021 en el que será su “penúltimo contrato” con el club blanco, que espera terminar su carrera en la entidad que preside Florentino Pérez.

El internacional luso expresó su intención de jugar al fútbol hasta los 41 años. Cuando acabe su nueva relación contractual con el conjunto madridista tendrá 36, y, por eso, declaró que su nueva renovación con el Real Madrid no será la última. “Es un día especial para mí, muy importante. Un vinculo con el Real Madrid, que es el club que está en mi corazón, es mi cara, y ahora único en mi vida. Quiero terminar aquí. Este es mi penúltimo contrato. Es el club de mi corazón y es un momento único en mi vida renovar cinco años más por este club. No es el último contrato, que quede bien claro”, afirmó.

Cristiano reconoció que estaba viviendo un momento “muy especial”, y dejó claro que quiere hacer “historia” en el mejor club del mundo, a la vez que agradeció a su presidente (Florentino Pérez) la oportunidad de seguir cinco años más en el Real Madrid. “El fútbol no tiene memoria, pero tú tienes memoria y el Real Madrid tiene memoria. Me haces muy feliz. Quiero seguir haciendo historia y hacer lo mejor por la camiseta. Después de estos cinco años, va a ser igual que antes, goles, y títulos. Es la realización de un sueño”, dijo.

Además, recordó las palabras de Alfredo Di Stéfano cuando iba superando los récords anotadores del club blanco del jugador argentino y de Raúl González. Cristiano afirmó que “la Saeta Rubia” siempre le decía que era un “campeón” y que tenía que seguir aumentando sus estadísticas. “Tengo un cariño especial por esa persona y ese gran jugador. Siempre me quedo con la imagen de referencia, que es Alfredo Di Stéfano. Él y Raúl, seguro que están contentos por mí, y de que los superara. Obviamente, quiero seguir marcando más goles”, insistió.

También reconoció que no “esperaba” haber conseguido las cifras que ha logrado desde que llegó al Real Madrid en 2009 (371 goles, más de uno por partido): “Los números son impresionantes, no voy a mentir. Mucho trabajo mío, mucho trabajo del equipo. Siento un cariño especial por el apoyo de la afición, por el presidente que me respalda siempre. Hay que seguir haciendo historia”, comentó. Asimismo, se marcó un reto ambicioso: llegar a los 500 goles con la camiseta del Real Madrid: “Las cosas vienen de una manera natural. Nunca pensé en batir el récord de Raúl, por ejemplo. 500 goles es una cifra posible, pero no vivo obsesionado con eso”.