David Ferrer dejó hoy a España con un pie en el Grupo Mundial de la Copa Davis al ganar el segundo punto de la eliminatoria contra la India frente al número uno local, Saketh Myneni, por 6-1, 6-2 y 6-1 en una hora y media.

Con el triunfo del número dos español en un partido sin ninguna historia y la victoria a primera hora de Feliciano López por 3-1 (6-4, 6-4, 3-6 y 6-1) sobre el joven Ramkumar Ramanathan, España podría cerrar el sábado su vuelta a la elite de la Copa Davis.

En principio, Conchita Martínez, capitana del equipo español, tenía previsto presentar mañana la dupla Feliciano López-Marc López en el duelo de dobles, pero con la baja imprevista hoy de Nadal podría hacer cambios para este partido

El a priori partido más complicado de la serie para España resultó ser un paseo para David Ferrer, que impuso su condición de número 13 del mundo y pasó por encima de Myneni (137).

David Ferrer solo le permitió a su rival adjudicarse el primer servicio que tuvo en el primer set y a partir de ahí enlazó once juegos ganados de forma consecutiva, en los que ofreció un repertorio de juego de fondo y movilidad sin que el jugador indio pudiera responder a la avalancha.

Ferrer no dejó que el partido tuviera ninguna historia, movió a su rival con gran intensidad desde el fondo de la pista y atajó la duración de los puntos subiendo constantemente a la red para no permitir que el partido se alargara.

La exigencia del ritmo impuesto por el tenista español llevó a Myneni a cometer muchísimos errores no forzados y nunca tuvo opción de entrar en el partido.