Después de haber rechazado más de 10 millones de dólares para poder quemar el cartucho de su incompleto palmarés, David West desea explorar lo que el incipiente mercado libre le puede deparar.

El jugador de los San Antonio Spurs rechazará la player option que contemplaba continuar en el conjunto de Gregg Popovich una temporada más y será agente libre sin restricciones a partir del 1 de julio, según pudo informar el periodista Shams Charania para The Vertical.

Así, West será libre para negociar con cualquier franquicia, habiendo rechazado la opción de seguir en San Antonio por un total de 1,55 millones de dólares.

La maniobra no significa necesariamente el adiós de West a los Spurs, pero el jugador sí desea autografiar cifras mayores en su contrato, dado que este año pasado firmó por el mínimo de veterano (algo menos de millón y medio de dólares).

Los propios Spurs estarán en disposición de ofrecerle una nómina mayor en función de cómo se muevan en el mercado y a cuántas renovaciones tengan que hacer frente. De los jugadores esenciales en el AT&T Center, solo Tim Duncan y Manu Ginobili bailan ahora mismo en el candelero.

Su aportación

West fue uno de los primeros sargentos de la segunda unidad de San Antonio esta pasada temporada. Sin llegar a ser denominador común del juego de su equipo, como lo era en Indiana, el ala-pívot (35 años ) promedió 7,1 puntos (54,5 por ciento en tiros de campo) 4,0 rebotes en algo menos de 20 minutos de media en cancha.

Lo que resulta lógico es que fuera de un equipo como los Spurs, las prestaciones de West hubieran sido parecidas a sus últimos años en Indiana. Y bien podrían serlo el año que viene si tiene despejada la rotación del equipo adonde vaya.