No fue una delegación numerosa, pero el espíritu del atleta dominicano se sintió en el desfile de inauguración de los Juegos Paralímpicos que se iniciaron ayer en Río de Janeiro, Brasil, con 170 países participantes.

La delegación dominicana está conformada por dos atletas: José Frank Rodríguez, quien competirá en cuatro pruebas del ciclismo de ruta, y Joselito Hernández, inscrito en dos modalidades del atletismo. La participación dominicana en Juegos Paralímpicos comenzó en Barcelona 92.

La única medalla Paralímpica del país fue conquistada en la edición siguiente: el oro de Robert Jiménez, en atletismo, en Atlanta 96. Rodríguez fue el abanderado.

El veterano de 38 años participará en C4-5 carrera de ruta, contrarreloj de ruta C5, contrarreloj de pista 1,000 metros  C4-5 y persecución individual 4000 metros C5. Hernández, de 22 años, competirá en los 100 y 200 metros T11.

El mítico estadio Maracaná fue abarrotado por un público que disfrutó una ceremonia de apertura colorida. Comenzó con un espectacular salto mortal en silla de rueda ejecutado por Aaron “Wheelz”, un atleta extremo en silla de ruedas que ejecuta rutinas y trucos basados en skateboarding y BMX.

Artistas especiales se presentaron durante el acto, incluida una pareja de bailarines no videntes. A las 8:24 (hora dominicana), el presidente Michel Temer declaró inaugurados los juegos, bajo un fuerte abucheo, según medios internacionales.