Brasil sumó una nueva decepción y quedó eliminado en la fase de grupos de la Copa América Centenario. Luego de la humillante derrota por 7 a 1 ante Alemania que los dejó fuera en el Mundial de 2014 y su caída ante Paraguay en los cuartos de final de la Copa América 2015, ahora los brasileños perdieron con Perú por 1 a 0 en la última fecha del Grupo B y no pudieron avanzar de ronda. 

Pese a que su eliminación fue con polémica y un gol con la mano de Raúl Ruidíaz sentenció su suerte, los brasileños no perdonan el mal juego exhibido por su selección y las críticas de la prensa y los hinchas no se hicieron esperar. El nuevo fracaso desemboca en una de las peores crisis que atraviesa el Scratch y todos piden la salida de Dunga. 

Pero hubo uno que salió a defender a sus compañeros: Neymar. El astro y gran figura de Brasil, quien no pudo estar en Estados Unidos por no recibir permiso de Barcelona para jugar dos torneos por la selección, tuvo palabras de aliento para sus compatriotas que estuvieron jugando en la Copa América Centenario. 

"Nadie sabe lo que ustedes sufren para estar ahí y defender a la selección. Vestir esa camiseta es un orgullo y ustedes lo hacen con amor", fue el apoyo que entregó el delantero, quien jugará los Juegos Olímpicos de Rio de Janeiro, donde Brasil buscará el único título que les falta a nivel de selecciones. 

Sin embargo, el atacante de Barcelona no se quedó ahí y concluyó con un mensaje a los críticos de la selección: "Ahora van a aparecer un montón de imbéciles a hablar mierda, púdranse. Háganse parte, el fútbol es eso. Soy brasilero y estoy con ustedes".