Portugal y Polonia lucharán en Marsella por un puesto en las semifinales de la Eurocopa de fútbol de Francia, en un duelo que se prevé muy táctico y dependiente del rendimiento que ofrezcan Cristiano Ronaldo y Robert Lewandowski.

En principio, podría parecer que Portugal es clara favorita, pero su desarrollo en el torneo obliga por fuerza a desconfiar. Se clasificó para los octavos de final como tercero de grupo después de tres empates y ante Croacia, en octavos de final, ganó 1-0 gracias a un agónico tanto de Ricardo Quaresma al final de la prórroga.

Tampoco el rendimiento de Polonia fue especialmente llamativo y en octavos sobrevivió al empuje de Suiza para salir victorioso en la tanda de penales después de finalizar la prórroga con 1-1.

Los dos equipos viven pendientes del estado de sus dos grandes estrellas. Cristiano Ronaldo salvó a Portugal en el último partido de la fase de grupos al marcar dos goles en el empate 3-3 con Hungría, pero fue su único destello en el torneo. Por su parte, Lewandowski todavía no marcó un solo tanto en esta Eurocopa.

En un partido que se prevé lleno de precauciones defensivas, la efectividad de las dos estrellas podría marcar el devenir del duelo. Un gol puede ser decisivo y ambas selecciones cuentan con dos de los delanteros más importantes de Europa, por más que todavía no lo hayan demostrado en Francia. Unos cuartos es una inmejorable oportunidad para regresar al foco.

Será el primer partido entre ambas selecciones en una Eurocopa. Antes, Polonia ganó 1-0 en el Mundial de 1986 y Portugal venció 4-0 en el Mundial de 2002.

El encuentro también le proporcionará a Cristiano Ronaldo la posibilidad de añadir nuevas páginas a su libro de récords. Ampliará su marca actual de 18 partidos en fases finales de la Eurocopa y si hace un gol igualará el récord de nueve tantos anotados por Michel Platini en el torneo continental.