Joseph Blatter vive sus últimos días como presidente de la FIFA.

El directivo suizo, reelecto durante el 65º Congreso del organismo del mes de mayo pasado, renunció a su cargo y será el 26 de febrero de 2016 cuando se escoja a su sucesor.

Sin embargo, esto no lo ha alejado de las polémicas por el escándalo de corrupción que envuelve a la máxima organización del fútbol mundial. Apenas este mes de septiembre, dos de los principales patrocinadores de la FIFA, “McDonalds” y “Coca-Cola”, pidieron su renuncia “por el bien del fútbol”.

Ahora, el Comité de Ética de la FIFA decidió suspender temporalmente al directivo suizo por 90 días. Esto a causa de las investigaciones que el FBI estadounidense hace sobre él y su gestión al frente del organismo, según informó el medio británico “Sky Sports”.