Golden State Warriors remeció el mercado de fichajes de la NBA y completó la transferencia de Kevin Durant. El eterno alero de Oklahoma City Thunders y MVP de la temporada en 2014 confirmó la noticia a través de un comunicado, donde explicó los motivos que lo llevaron a dejar al equipo en el que debutó en 2007/08 y estuvo toda su carrera.

"Entendía que estaba en una encrucijada en mi evolución como jugador y como persona. Tenía opciones excepcionalmente difíciles y no esperaba todas las emociones que he sentido durante el proceso. El principal punto en el que me fijé era el potencial de mi crecimiento como jugador", comenzó diciendo el basquetbolista en su escrito. 

"Quería salir de mi zona de confort a una nueva ciudad y una nueva comunidad que ofrezca el mayor potencial para mi contribuión y mi crecimiento personal. Ante esto, he decidido que me voy a unir a Golden State Warriors", agregó para confirmar su fichaje. 

Con esto, Kevin Durant deja atrás su etapa en Oklahoma City Thunders y parte al equipo sensación de la NBA para buscar el ansiado y esquivo título.En sus nueve temporadas en su antiguo, K-Dog nunca pudo conseguir el cotizado anillo y lo más cerca que estuvo de conseguirlo fue en 2012, cuando perdió la final con Miami Heat. Luego, en esta temporada, llegó a la final de conferencia y parecía derrotar a Golden State Warriors tras ir 3 a 1, pero el equipo de Stephen Curry remontó para ganarles 4 a 3. 

Ahora, el alero se unirá a Curry y compañía para ir en búsqueda del título que este año fue para Cleveland Cavaliers, quienes vencieron a Golden State en la final. En su nuevo equipo se encontrará, además del actual MVP, con jugadores como Draymond Green  o Klay Thompson para formar un quinteto de miedo.

Decisión de cambiarse de equipo que no gustó a todos y donde algunos ya lo catalogan como el gran villano de la NBA, recordando un Twitter de 2010 en el que criticó la decisión de LeBron James de irse a Miami Heat para buscar un anillo. 

"Realmente me duele saber que voy a defraudar a tanta gente con esta elección, pero creo que estoy haciendo lo que siento que es correcto en este momento de mi vida y de mi carrera como jugador", cerró Durant, quien, según informó ESPN, firmó un contrato por dos años de 54 millones de dólares.