La Serie de Campeonato de la Liga Americana ha tenido al picheo de los Indios de Cleveland como el principal protagonista, amarrando por completo los bates de una ofensiva explosiva como la de los Azulejos, labor que tendrán que continuar realizando si quieren salir por la puerta grande como visitantes en el Roger Centre de Toronto.

Los Indios ganaron los dos primeros partidos de la serie como dueños de casa en el Progressive Field, donde en la temporada regular tuvieron la mejor marca de la Americana con 53-28, desempeño que ha continuado en la postemporada, con marca perfecta de 4-0, incluida la Serie Divisional ante los Medias Rojas.

Este resultado de los dirigidos por Terry Francona se ha basado en la fortaleza de su cuerpo de lanzadores, tanto abridores como relevistas, un arma a la que deben seguir apostando ahora en Toronto. Jugar como visitantes puede cambiar la situación de los Azulejos, un equipo que depende de los cuadrangulares y que apenas pudo conectar dos extrabases (ambos dobles) en los dos partidos en Cleveland.

A pesar de estar en casa, cambiar la situación no será nada fácil para los de Toronto. Contando la postemporada, en los enfrentamientos entre ambos equipos, los Indios llevan la delantera 6-3, con un diferencial de carreras de 16-7 y en ninguna de esas victorias los Azulejos han podido anotar más de dos vueltas (4-1, 2-1, 3-2, 3-2, 2-0 y 2-1), por lo que el picheo siempre ha sido el factor clave para el éxito de los de la división central de la Americana.

Para el duelo de este lunes, Francona depositó su confianza en Trevor Bauer, un lanzador que aunque tuvo marca idéntica en la ruta como en casa (6-4), su efectividad como visitante fue mucho mejor (3.67 ante 4.73), como también la cantidad de jonrones permitidos (cinco frente a 15 en Cleveland), por lo que este es un elemento que favorece a los visitantes.

Los Indios, también seguirán contando con el trabajo de su relevo, encabezado por Andrew Miller, que ha retirado por la vía del ponche a 10 de los 11 bateadores que ha enfrentado en la serie.

Los Azulejos deben reaccionar ante los serpentineros de los Indios, porque caer en el juego de este lunes podría ser fatal para sus aspiraciones, dada la tranquilidad que tienen los Indios al haber ganado sus dos primeros duelos, como lo expresó el dominicano Carlos Santana a ESPN.

“Entiendo que es una serie corta y el que pega delante, pega dos veces”.