El joven Josué Matías, único dominicano que en la actualidad juego fútbol americano profesional, con el equipo Titanes de Tennessee, giró este lunes una visita al ministro de Deportes, doctor Jaime David Fernández Mirabal, acordando retornar este año a la República Dominicana para ofrecer clínicas sobre el deporte que practica.

“Quise venir a conversar con el señor Ministro para ver de qué manera puedo ayudar a la niñez dominicana y a incentivar la práctica del fútbol americano en mi patria”, dijo.

Explicó que a todos los dominicanos, incluyéndolo, le gusta el béisbol, pero entiende que a los niños siempre se le deben brindar otras oportunidades, presentarles otros deportes, para que se desarrollen en que deseen.

Josué Matías se hizo acompañar de sus padres José Matías y dona Martina; del entrenador Ross Levy y su primo Gonzalo Cruz, quienes al igual que el futbolista son dominicanos y residen en Nueva Jersey, Estados Unidos.

Su visita a la República Dominicana es de carácter humanitario, para ayudar a niños muy necesitados, y de manera especial a los que se encuentran en el albergue Aldeas Infantiles SOS del sector Los Jardines, Distrito Nacional, a quienes les distribuyó útiles deportivos y juguetes. También para ofrecer clínicas sobre fútbol americano.

“Ha sido una gran experiencia visitar al ministro Fernández Mirabal”, dijo Matías quien se mostró entusiasmado con la idea de retornar durante el verano para ofrecer varias clínicas en diferentes puntos del país.

“Me gustó de manera particular la propuesta del señor Ministro de que acudamos también a la zona fronteriza”, sostuvo.

El ministro de Deportes felicitó a Matías y expresó que los dominicanos tienen grandes potencialidades en cualquier deporte.

“Hemos coordinado con Josue para que en el verano venga a dar otras clínicas, incluyendo algunas en la frontera con Haití”, explicó Fernández Mirabal.

El futbolista de seis pies, cinco pulgadas y 320 libras, nació en Santo Domingo en 1993. A los seis años emigró junto a su familia a los Estados Unidos y fue drafteado para la NFL en 2015 por los Titanes ( Titans) de Tennessee. Durante su niñez practicó varios deportes, incluyendo el béisbol, pero finalmente se decidió por el fútbol americano, el cual jugó a nivel secundario en la Unión City, y posteriormente en la universidad estatal de La Florida.

Los padres de Matías, José y Martina se mostraron emocionados por retornar a su tierra para ayudar a los más necesitados, y no esconden su regocijo por los logros atléticos de éste. “Solo esperamos que dio le de salud y fuerzas para que siga desarrollándose en el deporte que ama”.

“Hacemos un llamado a todos los padres para que pongan a sus hijos a hacer deportes y a estudiar, porque es la única manera de insertarlos como personas importantes en la sociedad”, sostuvo Martina.