Las Estrellas Orientales rindieron un homenaje al joven receptor Francisco Mejía por la cadena de 50 juegos corridos con hit que tejió el oriundo de Baní en la recién finalizada temporada de ligas menores en Estados Unidos.

El acto tuvo lugar antes del partido del sábado contra los Leones del Escogido, en el Estadio Tetelo Vargas.

El reconocimiento fue entregado por el presidente de las Estrellas, licenciado José Mallén, en un corto pero emotivo acto en el que el joven se hizo acompañar de sus padres, Milagros Mejía y Frenio Vinicio Medrano.

Mallén le exhortó a Mejía seguir trabajando fuerte. Le recordó que apenas este es el primer paso de lo que podría ser una buena carrera como jugador de béisbol.

Mejía agradeció primero a Dios por la salud y por permitirle jugar este deporte, a la gerencia del equipo de las Estrellas por el tributo y a la fanaticada del equipo por el apoyo y seguimiento a su carrera. En el acto previo al primer partido del torneo en el Estadio Tetelo Vargas, que está dedicado a Alejandro Asmar Sánchez (Chito), estuvo presentes el doctor César Mella, accionista de las Estrellas Orientales.

Mejía tuvo una cadena de 50 juegos seguidos este año entre Clase A (Liga del Medio Oeste) y Clase A Avanzada (Liga de Carolina), con equipos sucursales de los Indios de Cleveland (Lake County Captains y Lynchburg Hill Cats).

El receptor Mejía debutó con las Estrellas el viernes en el partido ante los Toros del Este.