Los catalanes tienen cinco jugadores de Sudamérica que están viendo desde muy cerca. Dos colombianos, dos chilenos y un brasileño están en el listado.