Desde 1964, cuando los Browns ganaron la NFL, que Cleveland no podía celebrar ningún título profesional en deportes.  Pero LeBron James y los Cleveland Cavaliers cambiaron la historia y vencieron a Golden State Warriors en la final de la NBA para conseguir el primer título en la historia del club, que fue fundado en 1970. 

La emocionante final fue el broche perfecto de una gran temporada de la NBA y los Cavs se impusieron en el séptimo juego tras remontar un 3 a 1 en contra de la serie y lo hicieron con un triple de Kyrie Irving en la última jugada, luego de aprovechar un ataque generado tras un gran tapón de James. 

Por eso, los festejos de Cleveland Cavaliers se desataron rápidamente cuando el reloj llegó a cero y tras recibir la copa y los premios de rigor, comenzaron las celebraciones en el camarín, donde los jugadores compartieron cervezas y puros. 

Pero las celebraciones estaban lejos de terminar en el estadio de los Golden State Warriors y prosiguieron en Las Vegas. Luego de dejar Oakland, los Cavs se dirigieron a Las Vegas y ahí fueron recibidos en famoso club nocturno XS, donde les tenían preparada una gran fiesta y un especial pastel para los campeones. 

Luego de su agitada parada en la "ciudad del pecado", Lebron James y compañía siguieron rumbo a Cleveland, donde fueron recibidos como héroes  y seguramente seguirán con las fiestas y festejos por el inédito título del club.