El gerente general Dayton Moore y el resto de la oficina central de los Reales no se tomaron mucho tiempo para empezar a pensar en el 2016.

Kansas City encara el difícil reto de repetir como campeón, ya que dicha hazaña no se logra desde los Yankees de 1998-2000. Pero los Reales han exhibido una habilidad marcada de sostener el éxito.

Con eso en mente, los Monarcas no necesitan muchos consejos sobre cómo volver a jugar en octubre. Sin embargo, hay algunas lecciones que podrían aprovecharse en el caso de los campeones del 2015.

Lo hecho por Kansas City no fue tan diferente a lo logrado por Boston en el 2013, en este sentido: Ambos equipos triunfaron con una gran cantidad de jugadores con salarios discretos. Los Medias Rojas lo hicieron con Shane Victorino, Ryan Dempster, Stephen Drew, Jonny Gomes, Mike Napoli, Koji Uehara y David Ross, mientras que los Reales se coronaron con el dominicano Edinson Vólquez, el cubano Kendrys Morales, el boricua Alexis Ríos, Chris Young, Kris Medlen y el venezolano Franklin Morales.

Los aportes de éstos últimos variaron, por supuesto, pero en sentido general se puede decir que todos hicieron valer sus contratos.

Desafortunadamente, los Medias Rojas cayeron en el 2014 y los Reales podrían tener que prepararse para un retroceso de su grupo.

Hay que esperar que Morales no decaiga como fue el caso de Victorino. También habrá que ver cómo responde Vólquez luego de su primera temporada de más de 200 innings. Dadas sus carreras, es difícil pronosticar qué va a pasar con este dúo.

Del otro lado, otra de las "gangas" de los Reales, Kris Medlen, podría mejorar en el 2016 si sigue evolucionando luego de su segunda cirugía Tommy John.