Así lucían estas estrellas del balompié mundial en su niñez. Algunos como Steven Gerrrad no han cambiado mucho; otros se ven irreconocibles