Tras una serie de rupturas y reconciliaciones, Diego Maradona decidió casarse con su novia desde 2013, Rocío Oliva, de 25 años. 

El pasado martes, el astro argentino anunció en un programa de televisión de su país que el 13 de diciembre contraerá matrimonio en Roma con Oliva, 30 años menor que él.

La razón de que la boda se realice en la capital de Italia es simple: Maradona quiere que el Papa Francisco sea quien lo case.

De acuerdo con el diario argentino “Muy”, fuentes cercanas a Maradona aseguran que ya todo está listo para la boda.

Pero antes de que el Papa los pueda casar, el argentino deberá anular su matrimonio con Claudia Villafañe, de quien se divorció en 2004, tras 15 años de unión; trámite que ya se realiza en las oficinas del Vaticano.