Por tercera vez consecutiva, la keniana Mary Keitany se coronó ayer en el maratón de Nueva York, mientras que en hombres ganó el eritreo Ghirmay Ghebreslasie, quien competía en esta prueba por primera vez.

Keitany llegó a la meta con un tiempo de 2h24:26, un segundo más del tiempo que consiguió en la edición de 2015, a 3:34 de la también keniana Sally Kipyego, quien se colocó en el segundo lugar a partir del kilómetro 38. De tercera quedó la estadounidense Molly Huddle, a 3:46 de Keitany.

Por su parte, Ghebreslassie llegó a la meta con un tiempo de 2h07:51, por debajo del tiempo de 2h10:34 que se anotó en la edición del año pasado el keniano Stanley Biwott. Este último, que se retiró a mitad de carrera del maratón de los Juegos Olímpicos de Río por problemas estomacales, tampoco tuvo suerte ayer, ya que abandonó en el kilómetro 16 por un dolor en la pantorrilla derecha.

“Tuve un problema en la pantorrilla hace tres semanas, pero me sometí a tratamiento y creía que estaba listo para defender mi título, pero en el kilómetro 15 ya sabía que no llegaría a la meta”, dijo Biwott a los periodistas.Ghebreslassie, de 20 años, se convirtió ayer en el maratonista más joven que gana la carrera de Nueva York en sus 46 años de historia.

Fue seguido por el keniano Lucas Rotich, a 1:01, y el estadounidense Abdi Abdirahman, a 3:32 del líder.