Mauricio Báez contó este domingo con cinco jugadores en cifras dobles en anotación en ruta a un triunfo 82-73 sobre Los Prados que empató a un juego por bando la Semifinal B de la versión XL Torneo de Baloncesto Superior Distrital Virgilio Travieso Soto, dedicado a Hugo Cabrera.

La tropa de Villa Juana dominó de manera evidente las capturas de los rebotes y, en el último parcial, mejoró su puntería desde atrás del arco con unos disparos de tres que fueron la daga que liquidó al combinado pradense.

Juan Miguel Suero lideró a los mauricianos con 16 puntos y diez rebotes, mientras que su hermano Gerardo y el refuerzo Stanley Robinson agregaron 14 unidades cada uno. Suero atrapó seis balones y Robinson obtuvo 11 capturas para Mauricio Báez, que dominó 68-59 los tableros. Fue el mejor partido para el importado Jerome James, quien convirtió 11 tantos y aportó cinco rebotes para los mauricianos, que lanzaron para un 46% desde el campo.

El refuerzo de Los Prados, Anthony Goods, fabricó 21 puntos, incluidos cuatro triples. Jonathan Araújo ayudó con 16 unidades y con seis rebotes. “Fuimos muy rápido, pudimos acelerar el juego en la segunda mitad”, dijo al final del encuentro, Melvin López, director técnico de Mauricio Báez. “Los ajustes para el próximo partido siempre serán en defensa, debemos mejorar en la ayuda defensiva y en bloquear mejor para tomar los rebotes”.

El tercer partido de esta serie, pactada al mejor de cinco, será este próximo miércoles a partir de las 8:00 de la noche.

Fue un encuentro altamente disputado todo el camino, pero una vez los mauricianos tomaron ventaja 50-49 con 6:05 por jugar del tercer parcial, pudieron maniobrar sin mayores contratiempos en los siguientes 14 minutos, aunque siempre con el asedio de la escuadra pradense, que nunca se desmayó en esfuerzo.

De hecho, con 1:30 por jugar del cuarto tiempo, Goods encestó un canasto que puso el marcador 73-70, pero inmediatamente vino un triple del mauriciano Danilo Núñez con 58 segundos para el final que fijó la pizarra 76-70, una ventaja con la que no pudieron los pradenses.