Los vientos navideños han comenzado a arrastrar con ellos a los principales prospectos que participan en el torneo de béisbol invernal dominicano. Miguel Sanó fue detenido por los Mellizos de Minnesota y no podrá seguir accionando con las Estrellas Orientales.

Sanó fue visto este miércoles en el estadio Quisqueya vestido de civil y una fuente de entero crédito reveló a Metro que el prospecto fue parado sin apelación por su equipo en las Grandes Ligas.

La decisión de detener al jugador puede estar relacionada con la intención de la organización de que Sanó vea acción en los jardines, como lo expresó recientemente el dirigente de los Mellizos Paul Molitor.

El potente bateador, quien promedia .241 con dos jonrones y seis remolcadas en 15 partidos en los que ha jugado en el torneo, se ha desempeñado principalmente como bateador designado y tercera base.

El interés del conjunto en que el petromacorisano pueda jugar en los jardines en el invierno se debe a la llegada del japonés Byung Ho Park, que se proyecta para desempeñarse como bateador designado, posición que el dominicano ocupó la temporada pasada.