Hay alerta en el vestuario del Barcelona. Neymar es baja porque está enfermo de paperas, pero podría no ser el único jugador que club que sufra este padecimiento.
 
De acuerdo con Marta de Quixano, directora del Centro de Atención Pediátrica Integral Casernes de Barcelona (CAPI), el riesgo de que haya un múltiple contagio entre los jugadores del club catalán es muy elevado, pues el contagio de esta enfermedad “se produce por contacto directo a través de gotitas de saliva o de intercambiar vasos o cubiertos infectados”.
 
En información divulgada por el diario español “Mundo Deportivo”, la especialista aseguró que lo peligroso de las paperas es que el riesgo de contagio es más alto cuando las parótidas (glándulas salivales ubicadas detrás de las mandíbulas) aún no se inflaman, sobre todo en los días anteriores a la manifestación de los síntomas.
 
Por ello, De Quixano recomendó al cuerpo médico del Barça estar atento a una posible presencia de síntomas en el vestidor para evitar más contagios en caso de que otro futbolista contraiga la enfermedad.