Luego de un agotador partido de tres horas en cancha central, Nick Hardt se impuso en la final de la XXV Copa Merengue, al derrotar por 3-6, 6-3, 6-2 al mexicano Edson Ortiz, con lo que se convirtió en el dominicano más joven en llevarse el título del emblemático torneo criollo.

El puertoplateño de 15 años de edad y de padre luxemburgués es el quinto quisqueyano en alzar la Copa luego de que lo hicieran Hiram Silfa (1992), Alejandro Aybar (1994), Henry Estrella (2003) y Peter Bertran (2013).

“El partido fue muy difícil, más desde la parte mental que de la física, pero gracias a Dios pude ganar. Estoy muy contento porque pensaba mucho en este torneo, desde hace meses me estaba preparando para esto y lo pude lograr”, declaró el dominicano luego de llevarse el campeonato.

Con su título, Hardt, quien es también el dominicano más joven en lograr su primer punto en el ranking de la ATP, sumó 40 puntos para el ranking junior internacional, con lo que desde este lunes se ubicará entre los primeros 270 del mundo en el escalafón U18, para un ascenso de más de 100 puestos.  
me