El pívot español Pau Gasol, que volvió a ser clave en el triunfo (98-85) de los Bulls de Chicago ante los Grizzlies de Memphis, partido en el que tuvo que enfrentarse a su hermano Marc, dijo al concluir el choque que en estas situaciones su objetivo es jugar bien para que gane el equipo, y no ser el mejor en el duelo familiar.

"Ya hemos tenido bastantes enfrentamientos y esta noche mi única motivación no era otra que jugar lo mejor posible en la búsqueda del triunfo del equipo y eso fue lo que conseguimos", destacó Pau, que aportó su decimotercer doble-doble de la temporada con 10 puntos, 14 rebotes y dos asistencias. "Lo importante es que gane el equipo".

El mayor de los hermanos Gasol alabó el buen comportamiento que tuvo todo el conjunto.

"No es que sea un duelo entre Marc y yo", valoró Pau Gasol. "Sí es importante para nosotros como jugadores el orgullo de que gane el equipo, de ahí que por mucho que uno hubiese hecho más que el otro lo que cuenta es la victoria y estoy contento por ello".

La victoria fue la cuarta consecutiva que consiguieron los Bulls, lo que les coloca con marca de 15-8, la segunda mejor en la División Central y de la Conferencia Este, donde su objetivo es ser los líderes.

"Ha sido un triunfo muy importante para nosotros que nos permite seguir mejorando, hoy hemos jugado con una buena actitud, energía, compitiendo todo el partido, que es la línea que tenemos que seguir", subrayó el hermano mayor de los Gasol.

Ante la insistencia de los periodistas sobre las connotaciones que pudo tener el partido desde la perspectiva del duelo entre los dos hermanos Pau Gasol, reiteró que solo se quedaba con la victoria.

"Me quedo con que hemos ganado, lo bien que lo ha hecho el equipo, no nos hemos lesionado, algo también importante, pero después de tantas veces que nos hemos enfrentado (22), otro factor a tener en cuenta es que seguimos sumando", valoró Pau. "Conocemos nuestros juegos y es difícil tratar de engañarnos. No fue un partido nada fácil por ninguna parte".

El mayor de los hermanos Gasol también reiteró que, aunque con ciertas diferencias en los estilos de juego, al final ambos compiten muy duro.

"La diferencia final siempre que nos enfrentamos es el ganar o perder. Marc y yo somos muy competitivos, no nos gusta perder y eso ha sido desde pequeños, lo que hace que entienda que al final Marc mostrase su frustración y enfado", asumió el mayor de los hermanos Gasol. "Yo hubiese estado igual o peor que él".

El pívot titular de los Bulls también reiteró que su misión en el campo es apoyar en todo al equipo, sin importar en qué faceta del juego, y por lo tanto nunca se preocupa de las estadísticas.

"No tuve muchas oportunidades de anotar en la primera parte, veía que otros compañeros tenían más opciones y seguí haciendo mi trabajo sin que eso influyese en mi energía o en mi actitud", agregó Pau Gasol.