La sorprendente aparición de Luis David Montero en la NBA llega a un punto y aparte. Los Portland Blazers anunciaron el pasado sábado que el escolta dominicano fue dejado en libertad  de la plantilla del equipo.

Pese a haber acabado la campaña pasada en Portland, la situación de Montero era delicada al no tener contrato garantizado. De los 17 jugadores que abrieron la pretemporada, 15 de ellos tenían seguro su salario para 2016-17, por lo que tanto Montero como el alero Grant Jerrett (aun en el equipo) tenían que esperar que a algunos de ellos los dejaran libre o traspasado para poder empezar la temporada regular en los Blazers.

La llegada de Montero a Portland fue diferente. El verano pasado, el escolta de 23 años nacido en Santo Domingo llegó a la NBA sin experiencia profesional o en la NCAA, habiendo pasado por la modesta Westchester Community College del estado de Nueva York antes de presentarse al sorteo de 2015. No fue  elegido, pero llamó la atención de los Blazers, con los que firmó contrato no garantizado por dos años.

Tras superar la pretemporada, el dominicano hizo su debut en la NBA durante la pasada campaña. Con su aportación limitada a juegos donde el marcador no era de interés (ganando o perdiendo por una gran ventaja), jugó 12 partidos de temporada regular, promediando 1.2 puntos.

Con la salida de Montero Jerrett es el principal  candidato para el último corte antes de la temporada regular, y podrá firmar una buena pretemporada. El exceso de jugadores en su posición y su situación contractual le sitúan cerca de la puerta de salida.