Jamie Vardy es la gran sensación que tiene el fútbol inglés. Luego de duros pasos por equipos de la tercera división de Inglaterra, el delantero encontró su lugar en Leicester y esta temporada explotó para ser el goleador de su equipo en el histórico e inédito título que consiguieron en la Premier League.

Pero la historia de Vardy en el fútbol no ha sido nada de fácil y además del tiempo que demoró en explotar, también tuvo problemas con el alcohol. Según reveló el dueño del Leicester, Aiyawatt Srivaddhanaprabha, el atacante llegaba constantemente ebrio a los entrenamientos y le costó adecuarse a la disciplina de un equipo de mayor categoría. 

"No sabíamos qué hacer con Vardy y venía a los entrenamientos borracho todos los días.Ascendió directamente de lo más bajo a la Championship y empezó a beber alcohol diariamente. Yoni siquiera sabía que bebía hasta que alguien me dijo que llegaba a entrenar borracho", dijo el mandamás de los Foxes. 

Pero el alcohol no es el único vicio que tiene el delantero inglés y también es un fiel consumidor de tabaco, tal como quedó en evidencia cuando estaba viendo un partido del Leicester en las tribunas por estar suspendido y fue captado mascando tabaco. 

Pese a las críticas que se llevó, Vardy no ha dejado su vicio y así lo dejó en claro en la Eurocopa, cuando nuevamente fue captado con un paquete de tabaco para mascar previo a un entrenamiento de su selección, además de estar consumiendo una Red Bull. Aunque muchos cuestionaron sus hábitos, el delantero respondió en la cancha y al día siguiente, cuando sólo llevaba diez minutos en cancha, marcó el gol que le dio el empate parcial a Inglaterra en la victoria por 2 a 1 ante Gales. 

"Es algo que siempre he hecho (el tabaco). Lo revisé con el cuerpo médico de mi club y la selección y no hay ningún problema. (La Red Bull) No lo llamaría una dieta y sólo fue para despertarme esa mañana. Me regulariza un poco de Red Bull, pero no es algo que haga todas los días y sólo es algo que sentí que necesitaba ese día", dijo Jamie Vardy sobre sus costumbres.

Sin embargo, esa no fue la única revelación del delantero sensación de la Premier League y también aseguró que no es un fan del gimnasio y a diferencia del resto de los futbolistas modernos,no se ejercita fuera de los entrenamientos con levantamiento de pesas o ejercicios extras. 

"Lo he probado, pero sin éxito. Si voy al gimnasio me haría más lento y no hago pesas ni nada por el estilo. Cada persona es diferente y esta es mi forma. Estoy seguro que si alguien tratara lo que yo hago, no le daría resultados", concluyó Jamie Vardy sobre sus particulares rutinas diarias.