Los Minnesota Timberwolves confirmaron el miércoles la contratación de Tom Thibodeau como su nuevo entrenador y presidente de operaciones de baloncesto. La llegada de Thibodeau se filtró horas antes, cuando ambas partes negociaban los últimos flecos del contrato.

Según han asegurado fuentes a ESPN, Thibodeau percibirá unos ocho millones de dólares anuales por un contrato que tiene una duración de cinco años, lo que le da al técnico amplio margen de maniobra y gestión para dar un giro a la franquicia.

“Estamos emocionados de dar la bienvenida de nuevo a Tom Thibodeau”, dijo Glen Taylor, propietario del equipo, en un comunicado. “Hemos identificado en este proceso a Tom como el mejor líder para moldear a nuestro joven equipo y que puedan conseguir todo su potencial. Es un demostrado ganador, líder y uno de los entrenadores más respetados en la NBA en la última década. Sus equipos han estado todos los años entre los líderes de la liga en defensa y estamos deseosos de ver esa mentalidad que traerá consigo”.

“Comencé mi carrera en la NBA con los Minnesota Timberwolves y es una oportunidad increíble volver a una organización cuando creo que tienen la mejor plantilla joven de la NBA”, dijo Thibodeau mediante un comunicado de prensa. “Junto a un gran propietario como es Glen Taylor y un gran compañero de baloncesto como es Scott Layden, espero construir una cultura ganadora de la que los aficionados al deporte de Minnesota estén orgullosos”.

También llega Layden

Thibodeau no es la única incorporación a la estructura de los Wolves. Scott Layden, hasta ahora asistente del presidente de operaciones deportivas de los Spurs, se incorpora a la franquicia como el nuevo general manager. Layden, quien percibirá alrededor de dos millones de dólares anuales por su trabajo, elaboraba sus funciones en San Antonio como mano derecha de R.C. Buford, uno de los más reputados directivos de la NBA. Anteriormente Layden ya pasó por las organizaciones de Utah Jazz y New York Knicks. Fue precisamente en Nueva York donde Layden y Thibodeau se conocieron —por entonces Thibodeau era asistente del entrenador— y su relación comenzó a fraguarse según ESPN.

De acuerdo al Star Tribune, el hasta ahora general manager de la franquicia, Milt Newton, tendrá la oportunidad de permanecer en la estructura bajo la dirección de Thibodeau y Layden.

¿Futuro candidato a todo?

La llegada de Thibodeau a los Wolves debería implicar un rápido crecimiento en los resultados del equipo. Con Andrew Wiggins, Karl-Anthony Towns, Zach Lavine y Ricky Rubio además de otros jóvenes y prometedores jugadores, Thibodeau dispondrá de una joven plantilla a la que podrá exigir lo máximo para mejorar rápidamente. Por si esto fuera poco, Minnesota también tendrá una alta elección en el próximo draft que se celebrará en junio.

Tras ser despedido por Chicago Bulls en 2015, Thibodeau ha pasado la presente temporada aprendiendo nuevos métodos de diferentes franquicias, incluyendo San Antonio Spurs. El técnico cesó en su puesto en los Bulls por diferencias con la directiva de Chicago, pero la mala temporada de los de Illinois sin él tras cinco años consecutivos de Playoffs ha servido para que la reputación de Thibodeau se mantuviese intacta.