El pelotero Yulieski Gurriel continúo la tradición de los jugadores de cartel cubanos que han llegado en los últimos años a Grandes Ligas, al lograr un acuerdo millonario con los Astros de Houston.
 

Gurriel, quien desertó del equipo cubano que participó en la Serie del Caribe, celebrada en febrero pasado en República Dominicana, devengará 47.5 millones de dólares por los próximos cinco años con los Astros.

“Siempre tuve la esperanza de jugar en Estados Unidos. Pero siempre parecía algo muy lejano... toda la vida soñé con estar aquí y jugar con peloteros de Grandes Ligas” dijo el pelotero en la rueda de prensa en la que fue presentado como nuevo miembro de los Astros.

La única experiencia del cubano en una liga profesional fuera de la mayor de las Antillas, fue cuando firmó  un contrato con el equipo Yokohama Dena Baystars, de la Liga Profesional de béisbol japonés, pero un año más tarde el contrato quedó rescindido por no reportarse con el equipo a tiempo, algo que sin dudas no ocurrirá en esta ocasión con los Astros.