La Asociación de Empresas Industriales de Herrera y la provincia Santo Domingo (AEIH) definió como un hecho trascendente, para atraer inversión extranjera e impulsar una nueva fuente de riquezas en el país, el lanzamiento de la Base Nacional de Datos de Hidrocarburos por parte del Ministerio de Energía y Minas.

El presidente de la organización empresarial, Antonio Taveras Guzmán elogió el esfuerzo técnico del ministro Antonio Isa Conde y del viceministro de Hidrocarburos, Alberto Reyes, de compilar valiosas informaciones dispersas desde hace décadas para ponerlas a disposición de inversionistas, investigadores y centros de estudios especializados.

“Esto es una muestra de voluntad y de que es posible hacer que las cosas ocurran, aun con pocos recursos; no hay excusas para que el Estado no sea eficiente”, refirió Taveras Guzmán.

El dirigente empresarial abogó porque en el corto plazo sea posible separar los bloques de exploración y, como ha dicho Isa Conde, licitarlos para romper una práctica que prevaleció en el pasado de otorgar concesiones sin ninguna transparencia. La Asociación de Empresas Industriales de Herrera y la provincia Santo Domingo (AEIH) definió como un hecho trascendente, para atraer inversión extranjera e impulsar una nueva fuente de riquezas en el país, el lanzamiento de la Base Nacional de Datos de Hidrocarburos por parte del Ministerio de Energía y Minas.

El presidente de la organización empresarial, Antonio Taveras Guzmán elogió el esfuerzo técnico del ministro Antonio Isa Conde y del viceministro de Hidrocarburos, Alberto Reyes, de compilar valiosas informaciones dispersas desde hace décadas para ponerlas a disposición de inversionistas, investigadores y centros de estudios especializados.

“Esto es una muestra de voluntad y de que es posible hacer que las cosas ocurran, aun con pocos recursos; no hay excusas para que el Estado no sea eficiente”, refirió Taveras Guzmán.

El dirigente empresarial abogó porque en el corto plazo sea posible separar los bloques de exploración y, como ha dicho Isa Conde, licitarlos para romper una práctica que prevaleció en el pasado de otorgar concesiones sin ninguna transparencia.