La Asociación Dominicana de Productores de Leche (Aproleche), la Asociación de Comerciantes Mayoristas de Santo Domingo y la Federación Nacional de Comerciantes y Empresarios de República Dominicana, exigieron a las autoridades que establezcan mecanismos para evitar se siga importando y comercializando leche en polvo al granel no apta para el consumo.

Así lo pusieron de manifiesto los presidentes de las dos primeras entidades, Erick Rivero y Julián Antonio Parra, respectivamente, así como el vicepresidente ejecutivo de la tercera, Ricardo Rosario, a través de un comunicado

Aunque valoran los decomisos que ha estado haciendo el Instituto Nacional de Protección de los Derechos del Consumidor (Pro Consumidor), creen necesario que la Dirección General de Aduanas (DGA) y los ministerios de Salud y Agricultura intervengan e impidan la entrada en el país de compuestos y derivados de leche que atentan contra la salud de la población, principalmente la infantil que es la más dependiente de ese alimento.

Erick Rivero consideró que la venta de dicho subproducto constituye una estafa, un atentado a la salud de los consumidores y un daño a los productores de leche del país, por lo que entiende las autoridades competentes deben frenar esa actividad ilegal.

El presidente de Aproleche consideró, además, que corresponde a la DGA y otras entidades competentes investigar la procedencia de ese compuesto lácteo, identificar la marca y a las empresas que lo importan.

Insistió en que la venta de dicha fórmula láctea viola las normas fitosanitarias, y que representa una estafa a la población, que compra un producto creyendo que es leche y no es tal, sino una fórmula láctea.

De su lado, Ricardo Rosario, vicepresidente de Fenacerd, opinó que se debe identificar el tipo de leche en polvo a granel que se está vendiendo y las empresas que la importan, para evitar se perjudique a aquellas que operan con la debida responsabilidad y apego a las normas sanitarias requeridas.

Consideró, además, que se debe establecer mecanismos para que toda la leche en polvo que se comercialice venga en paquetes que reúnan las normas de higiene y consten con etiquetado cuya materia prima debería ser liberado del pago de arancel.

El dirigente comercial Julián Antonio Parra, pidió a Pro Consumidor y a la DGA que identifiquen las empresas importadoras de la leche no apta para el consumo, porque se da la impresión que sólo se busca culpar a los detallistas del producto.