Al aproximarse el denominado "viernes negro", Pro Consumidor sostuvo un encuentro con representantes de agencias publicitarias para concienciar, promover y fomentar una cultura de publicidad responsable en la promoción de los productos o servicios que se oferten durante esta jornada.

El encuentro sirvió como plataforma para que los proveedores de bienes y servicios expusieran sus dudas relativas a la forma de realizar publicidad y, a su vez, para que la entidad compartiera su política de acercamiento y promoción de una cultura responsable inclinada a las buenas prácticas comerciales.

Durante la actividad se hizo énfasis en evitar el uso de textos, imágenes o sonidos que puedan crear confusión o error en el consumidor, así como en no generar expectativas no demostrables ni verificables.

Asimismo, fueron orientados en materia de publicidad responsable, señalando las informaciones que deben brindar, sin perjudicar los intereses económicos de los consumidores.

Otros temas planteados fueron las buenas prácticas comerciales en publicidad, indicando que los artículos ofertados deben estar disponibles, los precios señalizados, utilizar debidamente la leyenda hasta agotar existencia y que la oferta esté identificada.

Anina Del Castillo, directora de Pro Consumidor, manifestó que este gremio tiene la responsabilidad de realizar una publicidad donde el consumidor pueda elegir en el mercado productos y servicios con una información veraz, precisa y oportuna, sin recurrir a la publicidad engañosa.

"Para que una publicidad se considere irresponsable o, en el peor de los casos, engañosa, no es necesario que exista una víctima engañada, es suficiente con que la información divulgada pueda engañar a un consumidor", dijo la funcionaria.

Las agencias publicitarias son un pilar importante en la compra y difusión de un bien o servicio, por lo que con la capacitación se busca crear una comunicación apegada a la honestidad y responsabilidad conforme a las normativas legales existentes.

"Debe existir siempre un trato honesto en las relaciones de los dos actores principales del mercado: los proveedores y los consumidores", apuntó.