La  industria del cine dominicano sigue creciendo de  manera vertiginosa, lo que ha despertado el interés de jóvenes y aldutos de querer incursionar en el  maravilloso mundo del séptimo arte; algunos novatos y otros ya con cierta experiencia, pero todos con un elemento en común: el deseo de contar sus historias de la mejor manera posible desde la gran pantalla. Como parte del programa dedicado a “cortos dominicanos” del Festival Internacional de Cine de Fine Arts 2015, un grupo de jóvenes directores logró presentar sus ideas y utilizar esta plataforma como despegue a sus vidas de cineastas.

Drama y suspenso. José Maracallo, un cineasta por naturaleza

A pesar de que es de profesión periodista (graduado de la Universadidad O&M) y fotógrafo, es a través del séptimo arte que este profesional de la comunicación se da cuenta que le es mejor expresar sus ideas en el cine que en un reportaje de unas  diez cuartillas.

En sus pasos por el mundo de la cinematografía Maracallo tiene un aval de cuatro cortometrajes, todos, según nos comenta, orientados por el género del suspenso y con  un alto sentido de denuncia y crítica social. En esta ocasión presentó su más reciente trabajo titulado Gabriel.

“Este corto es  un thriller, que trata sobre las personas que dedican mucho tiempo a su trabajo y ven cómo esa dedicación no es suficiente para lograr lo que quieren y ven cómo otras personas buscan el camino más fácil para lograr sus objetivos” explicó  Maracallo.

También dijo que por razones de tiempo, le tomó alrededor de tres años escribirlo.

“Gracias a Dios lo rodamos el pasado mes de Julio con el apoyo del Ministerio de la Juventud y el Agua Plantea Azul”, dijo el joven cineasta.  

Durante las filmaciones,  según nos informó, contó con la colaboración de  amigos profesionales del cine que  le aportaron en la parte de dirección de arte, así como en el sonido y la fotografía.

En cuanto al elenco del filme, contó con las actuaciones desinteresadas de actores destacados como Karla Fatule, Etzel Báez y Camilia Santana, quienes pusieron su talento sin recibir nada a cambio, explicó el director y guionista de Gabriel, quien en  lo adelante se peparará para realizar su primer lagormetraje.

Drama en 8 minutos. Mariluz Acosta, una apasionada del cine y el teatro

Esta extrovertida actriz es egresada de la Escuela Nacional de Arte Dramático de Bellas Artes. En el país llegó a trabajar en importantes obras teatrales, pero es en los Estados Unidos donde comienza a dar sus primeros pasos en el mundo del cine, tanto como actriz como en la dirección, estudiando en importantes escuelas en la Ciudad de Nueva York.

Su primera aparición en un filme dominicano fue en la película Hermafrodita y  más tarde, en territorio norteamericano ha trabajado en Under my nails y Dreams.

En esta ocasión, Acosta en su papel de productora nos presenta su filme Detrás del silencio, un drama que además escribió, dirigió y estelarizó .

“La historia trata sobre una mujer que tiene años tratando de decirle algo a su marido sobre la frustación que ella lleva en su relación. El día que ella decide hablar con él ocurre algo inesperado.

De ahí el tìtulo, Detrás del silencio, ya que muchas personas ocultan lo que quieren decir y cuándo lo quieren decir”. manifestó Mariluz.

También explicó que su equipo estuvo compuesto por  amigos que creyeron en su proyecto, que les tomò dos años  filmarlo.  

“Lo filmamos en dos etapas, la primera en un año y la segunda en otro año, ambas en un mismo día, ya que en el mismo corto interpreto a la misma mujer, pero en diferentes tiempos”, aclaró.

Cabe destacar que la dirección de fotografía estuvo a cargo  del dominicano Luis Cabrera, ganador de dos premios Emmy. Además de la participación de  Carlos Rodríguez   y el actor colombiano Richard Trujillo, personaje central de esta pieza.