La familia de la artista Sonia Silvestre emitió un comunicado público para dar a conocer su desacuerdo con el concierto “¡Mujeres divinas… Sonia vive!”, realizado el sábado 5 de marzo, por utilizar su imagen y voz sin contar con las debidas autorizaciones de sus herederos.  

La carta firmada por las familias Silvestre Ortiz, Betancourt Silvestre, Zapata Silvestre, Nova Silvestre y Silvestre Rojas destaca que este concierto promovido por el empresario artístico Raphy D’Oleo, se centró en cuatro intérpretes cantando el repertorio de otros artistas, y luego unas cuantas canciones de Sonia e incluso algunas de las cuales no conocían a cabalidad sus letras.

“Por nuestra naturaleza y bondad de corazón hemos decidido no proceder legalmente; no obstante y a manera de precedente dejamos constancia de nuestro enérgico rechazo al espectáculo ‘¡Mujeres divinas… Sonia vive!’ y retiramos cualquier apoyo que solicite el empresario artístico Raphy D’Oleo por su práctica poco honesta y poco honorable de utilizar la imagen, la voz y el aprecio de los seguidores de Sonia Silvestre con el propósito de promocionar a otras artistas, apoyándose en los méritos y legado de una cantante dominicana importante, ícono de toda una generación”, relata la misiva, cuyas últimas líneas recalcan que Sonia siempre actuó con ética y honestidad, apoyando las buenas causas y luchando contra la mediocridad y las injusticias.