En la sala Máximo Avilés Blonda del Palacio de Bellas Artes, se presentó la obra musical  El gigante egoísta, una adaptación imaginativa del cuento de hadas clásico del reconocido escritor inglés Oscar  Wilde, concebida por Dan Goeller para orquesta sinfónica.

El espectáculo ha sido complementado con encantadoras ilustraciones.

La historia ha inspirado a los niños de todas las edades durante generaciones, y en esta ocasión cobra vida a través de la joven orquesta filarmónica Appassionato.

La colorida partitura orquestal fue utilizada para educar al público sobre una variedad de conceptos musicales, entre ellos: los instrumentos de la orquesta, el desarrollo melódico, la armonía, el ritmo y muchos más.