Iván Herrera demostró con su ópera prima,  la película Pueto pa mi”,   que le gusta hacer un tipo de cine lejos de las ficciones y las fantasías, con la finalidad de llevar a la pantalla grande, historias inspiradoras basadas en la cotidianidad. Sus orígenes se remontan  al municipio de San José de Las Matas.

Entre el sol y la playa, una familia humilde lo vio crecer. Nos confesó que trabajó desde los 17 años  en “Intercine”, una productora audiovisual alemana-brasileña que marcó su inicio al maravilloso mundo del cine.

Hoy nos llega su nombre gracias a una de las películas más populares de la reciente historia del cine local, Pueto Pa Mi, la bendición de la vida del director: “Me siento muy contento con el éxito del filme pero, sobre todo, de saber que hicimos un cine popular, con calidad, entretenimiento sano y que deja un mensaje positivo”.

Esta gran oportunidad le llegó a través de Entrepeneur Films, empresa desarrolladora de proyectos cinematográficos, propiedad del diputado David Collado. En cuanto a la nueva experiencia adquirida durante este reto profesional, afirma que siempre estuvo consciente del trabajo que estaba realizando y del éxito que tendría.

“Siempre lo supe, estaba muy claro de que estábamos haciendo un clásico del cine dominicano. Aprendí que se pueden hacer buenas cosas en buena onda y, sobre todo, que quiero seguir haciendo  cine para que la gente disfrute, para una audiencia amplia” dijo  Herrera.

Entiende que llevar al cine a estas dos figuras de la música urbana fue la clave esencial para el éxito de la producción. “Sabíamos que Mozart y el  Mayor tienen historias de vidas y de éxito muy interesantes, entonces, las razones son obvias y la fórmula es buena. Hacer cine con personas que están en un buen momento en el gusto popular.

Lo que sigue después de llevar la gente al cine, es hacer que no se vayan a sus casas desilusionados y con un sabor amargo, ofrecerles un buen producto para que ellos mismos se encarguen de promocionar la película con el mejor premio que puede tener un filme: el boca a boca y la invitación espontánea a sus allegados” expresó.

Nos reveló a Metro RD que tiene pensado trabajar con otro guion de corte urbano, no de música urbana específicamente  como su reciente producción, pero adelantó que se trata de una historia con elementos de cine de calle, con personajes y  situaciones cotidianas inspiradas  en barrios dominicanos.

Se despidió invitando  a la juventud dominicana a que luche por sus ideales y no desmayen en el intento: “No dejen de luchar por sus sueños.

No importa la meta que te propongas alcanzar, si vas hacia adelante, enfocado, poniendo alma y corazón seguro la vas a alcanzar. No pierdan tiempo, la salud y la juventud no son para siempre”.