Miss Colombia, Ariadna Gutiérrez, fue la mujer más bella del mundo por solo unos minutos. Cuando Steve Harvey anunció a la ganadora de Miss Universo la repetida escena de todos los premios de belleza se hizo presente. Gutiérrez derramo unas lágrimas invisibles y felicitó al segundo lugar, Miss Filipinas.

Mientras que a la Miss Universo saludaba al público y le colocaban una corona plateada inspirada en el skyline de Nueva York, el presentador Steve Harvey interrumpió el momento de júbilo. “Debo disculparme”, “El segundo lugar es Colombia”, anunció.

Gutiérrez, de 21 años, fue destronada. La corona que adornó su cabeza durante los minutos de confusión pasó a la de la filipina Pia Wurtzbach, que miraba la escena con desconcierto. Ridículo universal en Miss  Universo.

Con la frase “Sigue siendo una gran noche”, tras su error Harvey dijo, que no se culpe a las chicas por su equivocación. Y para defenderse, mostró a las cámaras de televisión la tarjeta que decía que la primera finalista era Gutiérrez, y la ganadora, Wurtzbach, de 26 años.