Se estrenó en todo el mundo, con excepción de China, Grecia e India, alcanzando la increíble suma de US$517 millones de dólares de recaudación mundial estimada.

Esta cifra la ubica como el segundo mayor fin de semana de estreno de todos los tiempos a nivel global.

Star Wars: EL despertar de la fuerza también generó un estimado récord de US$48 millones en cines IMAX de todo el mundo, superando la marca anterior de US$44 millones (con el aporte de China) lograda por Jurassic World.

En América Latina, alcanzó un estimado de US$35 millones y US7.6 millones de espectadores.

Fue estrenada en 8 mil pantallas, un 60% del total de pantallas de la región, y se convirtió en la película estrenada más ampliamente en América Latina en la historia de la industria.