El actor canadiense Stephen Amell ha completado oficialmente la transición de estrella de televisión a estrella de cine con Teenage Mutant Ninja Turtles: Out of the Shadows, película que estrenó la semana pasada en los cines de RD. De interpretar a un vigilante encapuchado en la serie de televisión Arrow, el actor de 35 años pasó a darle vida al vigilante enmascarado Casey Jones en la secuela de esta renovada franquicia de las Tortugas Ninja, en la que cuatro hermanos protegen las calles de Nueva York en el anonimato.

Sobre interpretar a un personaje similar al que lleva personificando desde el 2011 en la famosa serie de The CW, Amell nos aseguró –en medio de una entrevista en Nueva York– que existen suficientes diferencias entre ambos personajes, aparte de las similitudes obvias que la gente suele identificar.

“Casey Jones es un personaje que está en un punto diferente en su vida, además de contar con un trasfondo fundamentalmente diferente”, expresó el actor cuando se le preguntó cuán difícil había sido no otorgarle elementos de Oliver Queen al personaje que interpreta en esta película. “Aparte del término ‘vigilante’ y el hecho de que no tiene superpoderes, no se sintió similar en lo absoluto”, añadió Amell.
No es la primera vez que el actor interpreta a un personaje muy querido por una gran base de fanáticos, lo que usualmente añade presión a los actores. Este, sin embargo, no es el caso de Stephen Amell, quien nos confesó que no se siente obligado a complacer a los fanáticos.

“Yo me siento obligado a complacer a los escritores, directores y productores. Confío en que ellos no van a olvidarse de los fanáticos. Mi obligación es simplemente respetar lo que ellos han puesto en la página. Si tratas de complacer a los fanáticos de un personaje y brindarles lo que ellos quieren ver, eventualmente se sentirá como si hubiera sido creado por nadie”, sostuvo.

Tampoco es la primera vez que se adapta el personaje a la pantalla grande, siendo el actor canadiense Elias Koteas el único que había tenido el honor en las primeras películas que estrenaron en la década de los noventa. Pero esta versión, nos dijo Amell, será un poco diferente, sin perder su esencia.

“No digo que esta va a ser la versión favorita de todos de Casey Jones; pero, si trato de apaciguar a todo el mundo, a nadie le gustaría. Se sentiría como si estuviera haciendo solo eso, complaciendo. En este caso, siento que debo cultivar mi propio camino. También es muy importante confiar –y lo hago– en las personas que están desarrollando este personaje. Debes confiar en que estas personas, directores, productores y escritores van a respetar el canon del personaje. Creo que hicimos un buen trabajo de balancear las expectativas de la gente sobre Casey Jones con un trasfondo diferente”, detalló el actor.

En casos como el de Amell, en que estudios de cine descubren la comodidad de un actor con cierto tipo de personaje, es fácil caer en el encasillamiento o typecasting del que hoy día sufren actores como Christoph Waltz, quien interpretaría al villano en todas las historias, si esto dependiera de los estudios de cine. Stephen Amell, por su parte, no le teme a caer en esta práctica y asegura que tampoco se cansará de interpretar al vigilante.

“Tal vez cuando esté en mis sesenta, pero Liam Neeson (Taken) empezó a combatir el crimen en sus sesenta, por lo que nunca se sabe”.

Teenage Mutant Ninja Turtles: Out of the Shadows, de Paramount Pictures, tiene la dirección de Dave Green (Earth to Echo).

Megan Fox, Will Arnett, Tyler Perry, Stephen Farrelly y Gary Anthony Williams completan el elenco de la anticipada secuela.