Los últimos años han sido extraordinariamente fértiles en avances tecnológicos aplicables a la educación para poder ofrecer lo mejor y lo más importante en experiencias para los alumnos y hacer esto extensivo a un número cada vez mayor. Está absolutamente comprobado que el uso de los multimedia mejora el aprendizaje y al mismo tiempo reduce el tiempo de instrucción y los costos de la enseñanza.

La educación ha enfrentado grandes cambios. La estimulación y rapidez de la tecnología ha creado una sociedad más demandante al igual que estudiantes mucho más exigentes a la hora de brindar su atención.

El educador y director del centro educativo Conexus, Alci Cruz, mediante un comunicado, dijo: “Los estudiantes de ahora no son lo que eran hace unos 10 años atrás. La tecnología los ha acostumbrado a otro tipo de estímulos, además de que les ha dado apertura a infinita información”, resalta el educador Alci Cruz, en un comunicado del centro educativo Conexus, del que es director educativo.

“Esta revolución obliga a que los programas educativos se reformulen y dinamicen el currículo escolar, provocando al mismo tiempo el reto, para los educadores y padres, de encontrar y crear oportunidades educativas en las herramientas tecnológicas actuales”, señala Alci Cruz.

También explica que “debe existir una visión pedagógica detrás del uso que se le da a los dispositivos; de esa forma estos pueden ser útiles en función del aprendizaje. Además, los estudiantes pueden utilizar esa tecnología para crear nuevos productos que sean propios “.

El educador resalta que esta nueva revolución tecnológica es a la que apuesta Conexus, y que dentro de sus tareas y proyectos regulares el centro incluye la elaboración de propuestas novedosas que permitan resolver problemáticas diversas vinculadas a temas cotidianos.

Para el académico, empujar a los cambios en educación es dar respuesta a las exigencias de una sociedad que demanda gente más capaz de resolver problemas que de memorizar cosas.

Crear un vínculo entre esta tendencia de resolución creativa de problemas y el uso académico de la tecnología es ideal para obtener mejores resultados, comenta

Preocupaciones de los padres
Una preocupación que se desprende de esta tendencia es que en lugar de una función educativa, los dispositivos puedan ser de dispersión para los estudiantes. Conforme con las declaraciones del experto, esta situación es controlable si se cuenta con un plan pedagógico enlazado con estas herramientas.

Recomendaciones para los estudiantes
Combinar los materiales impresos con los digitales en un programa educativo les permite a los estudiantes contar con lo mejor de ambas propuestas, en equilibrio.

Motivación para los adolescentes
Por la naturaleza de su conducta, son mucho más difíciles de motivar, pueden encontrar en dinámicas tecnológicas un despertar de su curiosidad y la motivación de aprender.

“Para esta generación, la tecnología, más que un recurso, es un lenguaje; si el ambiente escolar del que forman parte lo maneja con criterio académico, logrará que se sientan identificados, quieran superarse y hacer más”, agrega Cruz.  Además de generar una sensación de pertenencia al centro educativo garantizará que los estudiantes sean agentes activos en su formación; más aun, les creará un interés que les permitirá avanzar en sus metas.