14 personas fallecieron y 17 más resultaron heridas el pasado 2 de diciembre durante un ataque terroristas perpetrado por un matrimonio en San Bernardino, California.

Como parte de las investigaciones, la Oficina Federal de Investigaciones (FBI, por sus siglas en inglés) de los Estados Unidos, encontró un iPhone 5c propiedad de uno de los atacantes.

El problema es que, más de 40 días después, siguen sin acceder a la información contenida en el dispositivo debido a que está protegido con una contraseña. Para poder lograrlo, la jueza Seri Pym, de la corte del distrito de Los Ángeles, ordenó a Apple dar una "ayuda técnica razonable" a las autoridades para desbloquear el smartphone. 

“Cuando el FBI nos ha solicitado datos que están en nuestro poder, se los hemos proporcionado”, aseguró Tim Cook, CEO de Apple, pero asegura que no crearán una herramienta para desbloquear el dispositivo

En seguida les mostramos las 7 razones por las que Tim Cook no quiere que el FBI pueda "espiar" los iPhone.