Anastasia
“Me diagnosticaron cáncer de mama por segunda vez a principios de este año y estoy actualmente en las etapas finales de la recuperación después de someterme a una doble mastectomía”, anunció la cantante en un comunicado el año pasado. Anastasia fue diagnosticada con cáncer de mama en 2003, a la edad de 35 años. “La detección temprana me ha salvado la vida dos veces”, explicó. “Voy a seguir luchando y prestar mi voz en todo lo que pueda”.

Christina Applegate
Diagnosticada con cáncer de mama en 2008 a la edad de 36, Christina Applegate obtuvo primero una lumpectomía. Pero cuando se enteró de que tenía la misma mutación (BRCA-1) que Angelina Jolie y después de presenciar cómo su madre volvió a tener el cáncer de mama, ella tomó la decisión de hacerse una doble mastectomía. Su experiencia personal la llevó a lanzar su propia caridad, Right Action for Women, que proporciona ayuda a las personas que están con un mayor riesgo de cáncer de mama, pero que no pueden pagar los exámenes de seno.

Kylie Minogue
En 2008, conversando con Ellen DeGeneres, la cantante australiana reveló que antes de empezar un tratamiento para curar su cáncer de mama (una parcial mastectomía, quimioterapia y radiación), se le dio primero un diagnóstico erróneo. “No solo porque alguien esté en un delantal blanco con instrumentos médicos grandes significa que necesariamente tenga razón”, dijo a la presentadora de televisión. Más tarde añadió que el error no afectó negativamente su opinión de médicos y enfermeras, diciendo: “Tengo un gran respeto por la profesión médica”.

Cynthia Nixon
La actriz de “Sex and the City”, que interpreta a Miranda Hobbes, descubrió que tenía un tumor en el pecho derecho durante una mamografía de rutina. Ella primero decidió guardarse la noticia, por temor a que los paparazzi la vieran en el hospital. “Sentí miedo”, dijo en “Good Morning America” en 2008, 18 meses después de que ella fue diagnosticada y tratada con una tumorectomía y radiación. Después de que ella ganó su batalla contra la enfermedad, se convirtió en una embajadora oficial para una organización de cáncer de seno.

Giuliana Rancic
El 2011, antes de recibir el tratamiento de FIV para la infertilidad, la conductora de “E! News” tuvo una mamografía mostrando que tenía cáncer de mama en etapa temprana. Decidió realizar una doble mastectomía, seguida de cirugía reconstructiva. En 2013, lanzó la iniciativa Fab-U-Wish con la organización Pink Agenda, cuyo objetivo es ayudar a las mujeres que reciben tratamiento para el cáncer de mama para que se sientan “fabulosas” con lo que ella llama “el tratamiento completo de Hollywood” con un makeover de moda y belleza.

Sheryl Crow
A pesar de que la cantante no tenía antecedentes familiares de cáncer de mama y estaba dedicada a  un estilo de vida saludable, esto no le impidió ser diagnosticada en 2006, a los 44 años de edad. “Soy un anuncio andante de la detección temprana”, comentó ese mismo año, después de que calcificaciones sospechosas en sus dos pechos fueron detectadas en una mamografía de rutina. En vez de irse en un programado tour, Sheryl Crowe tuvo una cirugía, seguida de radiación, y consiguió un poco de ayuda extra de la acupuntura y té de hierbas.