No dejes que el nombre te engañe: la aspiración de estómago no significa que te estás aspirando tu interior con algún tipo de dispositivo de limpieza.

La técnica, que deriva del yoga, te permite obtener un vientre plano a través de ejercicios simples de respiración.

La aspiración funciona al activar y fortalecer el transverso abdominal (TVA), que es clave para un vientre tonificado y plano, mientras que el recto abdominal es lo que le da a los adictos al gimnasio un visible “six pack”.

Los ejercicios, a veces referidos como la "maniobra para entrar los abdominales", es actualmente el ejercicio de moda en YouTube (busca tutoriales como: "Cómo hacer un vacío de estómago" de K Perfect Fitness TV) e Instagram.

Para conocer más sobre este fabuloso movimiento abdominal, Heberson Oliveira, instructor de yoga en el gimnasio de celebridades L'Usine en París, entrega la guía para lograr embellecerte con una suave respiración.

¿Qué es?
– "La aspiración de estómago es una importante postura de yoga, llamado Uddiyana Bandha", explica Heberson. Bandha es un término de yoga que significa que un área del cuerpo está bloqueado - en este caso, el vientre. "Es una pose que mejora la respiración y el músculo que fortalece el transverso abdominal y los abdominales interiores. La pared abdominal sostiene los órganos y sostiene la espalda, por lo que si se fortalece, se contrae el volumen abdominal - es como una faja natural", añade.

¿Cómo hacerlo?
– El ejercicio se puede hacer ya sea sentado, de pie o acostado, dependiendo con qué posición te sientas más cómodo. "Al principio, le sugiero a mis alumnos que lo hagan de pie, ya que es la forma más fácil de entender la posición. Los pies se extienden del mismo ancho que las caderas, las piernas ligeramente flexionadas y las manos sobre las rodillas, con los hombros hacia abajo", dice Heberson. "Exhalas por la nariz, vacías tus pulmones y contraes tu estómago hacia la columna vertebral lo más fuerte posible. Cuanto más se contraiga tu ombligo, mejor. A continuación, mantén la contracción el mayor tiempo posible. "En función a tu capacidad pulmonar y cuánto tiempo puedas ir sin aire, serás capaz de mantener de cinco a 10 segundos desde el comienzo, pero con la práctica regular, podrás aumentar gradualmente el tiempo y mejorar la participación de la pared abdominal. Cuando no puedas aguantar más, detienes la contracción, respiras durante algunos segundos y repites durante cinco minutos".

¿Cuándo hacerlo?
– Si es posible, haz el ejercicio por la mañana, ya que hay que hacerlo con el estómago vacío. "Es esencial hacer una contracción eficiente y también es mucho más cómodo si no te quieres sentir mal. Si tu estómago no está completamente vacío, es muy incómodo y mucho menos eficiente. Después de todo, uno no aspira su sala de estar cuando está llena de cosas ", dice el maestro de yoga. Al principio, trata de hacer cinco minutos al día, y luego vas aumentando a un máximo de diez minutos.

¿Cuáles son los resultados?
– La postura da un masaje profundo a las vísceras (órganos internos) y los desintoxica. "Por supuesto, un estilo de vida saludable es obligatorio, si quieres ver resultados y deshacerte del tejido graso, pero después de unas semanas de práctica, reduce la cintura y mejora la postura en general" concluye Heberson.

Vuélvete pro

– Lleva el vacío a un nivel superior.
Una vez que domines el ejercicio, puedes probar la versión dinámica del vacío estomacal. "Al hacer la contracción, afloja la parte exterior del abdomen – debería verse un poco como una danza del vientre - y vuelve a apretarlo. Repite el movimiento sin parar y lo más rápidamente posible. Esto hace que el ejercicio sea aún más eficiente".