Cuando se goza de fama y fortuna, un cambio de look siempre será muy estudiado. Puede que este se haga para promocionar un nuevo trabajo y en el caso de las actrices, para interpretar un papel específico.

Pero todo debe ser meticuloso. El cambio de peinado debe encajar a la perfección en los futuros proyectos artísticos de la famosa en cuestión.

Por esta razón, cuando alguna falla con su cabello y este es demasiado fuerte para sus particulares rasgos, esto puede acabar con su imagen. O incluso con su carrera, como le pasó a Keri Russell con "Felicity".

En la galería que acompaña esta nota podrán ver algunos cambios memorables y que fueron "para mal". Para leer la información, seleccionen "ampliar galería" y luego "mostrar texto".