A veces, las marcas de moda, por querer obtener la popularidad y las ventas de antaño, cometen errores garrafales. Ungaro aprendió la lección con Lindsay Lohan en 2007, cuando la puso a diseñar al lado del creador colombiano Esteban Cortázar, quien indignado, renunció.

La marca lo dejó ir y desde ahí, fue en picada. Y Cortázar ahora es uno de los mejores diseñadores jóvenes de la industria.

Por esta razón, en los últimos años, varias celebridades solo han sido imagen de las marcas. Actrices reconocidas como Cate Blanchett siempre van a las premiaciones con Armani, por ejemplo. Ella también promociona su perfume (Sí).

Pero en este aspecto, las firmas también se equivocan, pues algunas celebridades, por su perfil y estilo, solo pueden arruinar sus más exquisitas creaciones. Y basados en eso, les mostramos en la galería que acompaña esta nota, los casos más reconocidos.

Para leer la información desde un smartphone o tablet, seleccionen "ampliar galería" y luego "mostrar texto".