Ni siquiera  Christina Hendricks de "Mad Men", siempre impecable y mostrando por qué es un placer verla en la alfombra roja, se salvó. Su Naeem Khan, tan mal ajustado, la hacía ver desvaída y no como en otras ocasiones.

Y ella hace parte de las estrellas de talla grande de los Emmy de este año que parecen no acertar con lo que usan.

Y de paso, muestran que hacen falta más diseñadores de grandes firmas que se arriesguen a confeccionar algo para ellas, que optaron por vestidos coloridos, de materiales bastante vulgares y siluetas poco favorecedoras.

Dascha Polanco, de lejos, nuevamente fue una de las peores vestidas. Volvió a intentarlo con fórmulas que ya eran de por sí terribles el año pasado: transparencias, strapless... y sus colegas no se quedaron atrás.

En la galería de fotos podrán ver los otros desaciertos en la alfombra roja de los Emmys. Para leer la información desde un smartphone o tablet, seleccionen "ampliar galería" y luego "mostrar texto".