Sesenta niños que forman parte de los alumnos de la escuela de Educación Especial Jordi Bossa fueron recibidos por el personal de Krispy Kreme en su local de la Máximo Gómez, inaugurado recientemente, para celebrar el Día Internacional de Síndrome de Down.

Durante el recibimiento, los visitantes conocieron el proceso de elaboración de las deliciosas “dougnouts” de Krispy Kreme, además de deleitarse con un brindis especial que organizaron los ejecutivos de la marca con motivo de esta visita.