De seguro tienes una amiga que su ritual de belleza ¡siempre! lleva de por medio la famosa miel de abeja. La has mirado extrañada y aguantado las ganas de preguntar...

¿Sabías? Ella no está demente, ya que la miel posee grandes riquezas naturales beneficiosas para el ser humano. Está compuesta por minerales, vitaminas A, C, complejo B y una gran variedad de antioxidantes.

No sólo es uno de los edulcorantes naturales más ricos que existen, sino que, muchos remedios caseros para aliviar diversos malestares son hechos con la miel.

Es considerada como un reconstituyente cerebral por su contenido en sodio, hierro y fósforo, indispensables para el buen mantenimiento del sistema nervioso. Así mismo  es un alimento sumamente energético. Es tónica y relajante,  y combate el insoportable insomnio.

Aquí te dejamos unos apuntes de lo que puede hacer en la salud y  belleza.

Remedios caseros para la salud

– Es ideal para tratar heridas de la piel

Las propiedades antisépticas y cicatrizantes ayudan a evitar infecciones y aceleran la cicatrización.

–Calma la tos

Sus propiedades suavizantes y antisépticas, la convierten en un excelente auxiliar en el tratamiento de gripe y garganta irritada.

–Relajante muscular

Consumir una cucharada de miel al día produce un efecto calmante en nuestro cuerpo liberándolo del estrés.

–Eficaz para el tratamiento de alergias

Ayuda a controlar las alergias al polen, ya que estimula el sistema inmunológico.

–Reduce el colesterol

La miel es un buen remedio para reducir el colesterol en las arterias.

–Evita los problemas del corazón

Combate los problemas al corazón, fortaleciendo el músculo y el movimiento rítmico.

–Combate el estreñimiento

Es efectiva para el estreñimiento, actúa como un laxante natural.

–Mejora la digestión

El consumo regular de la miel mejora la asimilación de otros alimentos por ser muy digestiva, por lo que favorece la digestión de manera natural.

–Es funcional para las personas que quieren bajar de peso

Ingerir una cucharada de miel todas las noches ayuda a bajar de peso, ya que provoca cambios metabólicos y ayuda a tener un mejor descanso con liberaciones de serotonina.

¿Y en la belleza?

Es el exfoliante por excelencia para remover las células muertas de la piel. Contiene ácido glucónico y aminoácidos hidratantes.

–Labios resecos.

Aplicar un poco de miel por la noche, ayudará a tener unos labios más hidratados y suaves.

–Talones rasgados

Debido al uso de zapatos descubiertos el talón suele agrietarse, por lo que es recomendable aplicar un poco de miel para remover las células muertas e hidratar.

–Pelo Sedoso

La miel también puede hidratar tu pelo. Sólo aplica un poco de cuando vayas a ponerte shampoo, deja reposar por cinco minutos y después enjuaga.

–Anti-imperfecciones

La miel también ayuda con las imperfecciones. Mata las bacterias que las ocasionan y ayuda a la reparación de la piel dañada.

–Despídete de las  cicatrices de acné

Además de matar bacterias y reparar la piel dañada, la miel actúa en las cicatrices ocasionadas por barros y espinillas, pues tiene propiedades blanqueadoras suaves.

–Sana las quemaduras

Gracias a sus propiedades antibacterianas, la miel ayuda a sanar quemaduras.